Review: Richie Ramone en White Vinyl Bar (20-08-2016) y Uniclub (21-08-2016)

Review: Richie Ramone en White Vinyl Bar (20-08-2016) y Uniclub (21-08-2016)

0 comments 📅24 agosto 2016, 14:33

Por Cristian Carbone
Ph: Shezo!// @ShezoNeozero – fb.com/ShezoFreestyle

El Ramone que faltaba

Richie Ramone, “el Ramone que faltaba”, llegó, tocó y dejó al público más que satisfecho. Si nos pusiéramos a hacer un poco de historia, estamos hablando de una persona que entró a tocar en The Ramones allá por fines de 1982 y que podemos reconocer en los dos videos de Subterranean Jungle. Grabó en los discos Too Tough to Die, Animal Boy y Halfway to Sanity; compuso Humankind , Somebody Put Something in my Drink, I Know Better Now, I’m Not Jesus, Smash You y (You) Can’t Say Anything Nice, entre otras. Sin dudas, estamos hablando de un tipo que tiene mucho mérito en esta legendaria banda. Asimismo, Richie tenía dos condimentos diferentes en comparación con los dos anteriores bateristas de Ramones: el primero, que era un rubio de pelo corto; el segundo, que cantaba y hacía coros.

richie-ramone01

La primera visita de Ramones a nuestro país, aquel ya legendario Obras Sanitarias de febrero de 1987, tuvo a Richie sentado en el banquillo de la batería. Ese mismo año fue cuando decidió dejar la banda sin avisar -aunque según cuenta la leyenda fueron problemas de dinero y regalías por el merchandising-. A partir de ese momento, este hombre desapareció por un largo tiempo hasta que en 2013 editó su disco solista Entitled, en el que incluyó nuevas versiones de viejos temas que compuso para Ramones -como dijéramos líneas más arriba- y luego su disco más reciente, Cellophane, que incluyó una versión de Enjoy the Silence, el clásico de Depeche Mode .

Tal vez ustedes se preguntarán si era necesario este resumen antes de meternos de lleno en la reseña de los shows de Richie Ramone del fin de semana pasado. Sí, amigos. Piensen en la cantidad de gente que no conoce la historia de Ramones –aunque ustedes no lo crean, existe gente que no los conoce, como un comerciante de mi barrio que una vez me preguntó si los Ramones que “vienen a tocar cada año” no son los originales-.

Para comenzar, vamos hacer una reseña de los músicos que lo acompañaron en esta ocasión. En el bajo, la llamativa y estética Clare Misstake, quien venía de tocar con Marky Ramone en la formación que incluía a el ex Misfits Michael Graves. Ella es ultra estética y domina el escenario a su antojo. Pero si hablamos de escena, el premio se lo lleva Ronnie Simmons, primera guitarra de la banda, un joven que vendría a ser una mezcla de Dee Dee Ramone con un Guns N’ Roses en progreso de postura y estética hardrockera. Él se comió el escenario y, por si esto fuera poco, demostró cuánto le gustan los Ramones mostrando que en toda su espalda tenia tatuado el logo de la banda full color. El último que nos queda por presentar en esta banda es Bean Reagan, segunda guitarra y ocasional reemplazante de Richie en batería, cuando este pasa solo a cantar al frente.

Estos muchachos se presentaron el sábado 20 de agosto en White Vinyl Bar de Adrogué, junto con las bandas invitadas: Sonia -que interpreta temas de Ramones en versiones acústicas- y Expulsados, los proclamados “punk ramone” locales. El show de Adrogué fue crudo, salvaje y muy intenso. El lugar es muy pequeño y el escenario es bajo, razón por la cual todos pudimos estar a escasos 20 centímetros de un Ramone. Richie, por su parte, se mostró muy amigable con el público e inclusive se apoyaba en él y hasta tomaba de los vasos de la gente. Pero la confianza del público argentino, que siempre quiere ir un poco más, hizo su mella y un muchacho pasado de copas subió al escenario para intentar sacarle el micrófono a Richie mientras cantaba Sheena is a Punk Rocker. El muchachos terminó en el piso fuera del escenario, empujado por el mismo Richie, razón por la que el show se cortó faltando unos 8 temas. Si bien los incidentes no pasaron a mayores, fue un momento complicado.

richie-ramone02

Como describiéramos antes, el show fue tan intenso que no hubo muchas quejas sobre la corta duración, pero para cerrar la noche Richie se sacó fotos y firmó discos con cada uno de los que estaban en el bar mostrándose muy dado e interesado en que cada uno se vaya con su foto firmada o al menos un saludo. Este show resultó ser una especie de “fiesta privada ramonera”, ya que en el recinto se encontraban muchos de los fans ilustres de la banda, que participaron y participan en sitios Web, foros y demás portales de info ramonera.

Y al día siguiente, por primera vez en la Ciudad de Buenos Aires, Uniclub fue el recinto para la siguiente cita, esta vez con Bizzarros, Envenenados, Radio Remember y Angel Voodoo como invitados, arrancando muy temprano en la capital del país más ramonero.

Con Durango 95 arrancó la fiesta y el pogo se abrió. Una vez más, Richie se demostró cercano a la gente, lo que nos hizo pensar que volvería a haber problemas parecidos a los del día anterior, con gente sobre el escenario. Clare, la bajista, tuvo que forcejear varias veces con el público que intentó, aunque usted no lo crea, sacarle el bajo -sí, Argentina- a lo cual Richie dijo que si quieren subir al escenario se metieran con un tipo grande, golpeándose el pecho, .

Esta noche sí sonó el cover de Depeche Mode que no había sonado en Adrogué y cuando arrancó Sheena is a Punk Rocker una vez más el caos fue incontrolable, por lo que el show tuvo que ser frenado, al igual que la noche anterior, pero con la diferencia de que esta vez Richie volvió al escenario para tocar Elevator Operator, un tema que fue inédito en su momento y que los fans más especializados en la materia esperaban escuchar.

richie-ramone03

Los shows de Richie suelen estar plagados de temas de Ramones, no sólo de la época en la que él tocó, sino que también interpreta temas clásicos, mechados con gran parte de su disco Entitled, de Cellophane y su cover de Depeche. Tal vez para los fans más ortodoxos del sonido clásico de Ramones, Richie no cumplió con las expectativas ya que, como dijimos, está más en la línea del Hard Rock que del Rock ‘N Roll Ramone, lo que, no obstante, igual me parece una buena propuesta para diferenciarse de los otros dos Ramones que están girando. Es que para rememorar a Ramones a rajatabla ya lo tenemos a Marky, que realiza shows íntegros con los clásicos inoxidables de la banda neoyorkina.

Richie era el “ramone que faltaba” y todo el ambiente de sus shows se prestó para rockear salvajemente, compartir tragos con amigos y para llevarse un disco autografiado -o cualquier cosa de su merchandising, porque esta vez no están en el resto de los Ramones para no darle una moneda-. En mi opinión, el show fue un “pulgar arriba”, más allá de que sea un fan enfermo de Ramones también soy amante del Rock ‘N Roll salvaje y primitivo y nadie puede negar que Richie y sus secuaces no rockearon en estas dos fechas. No tengo dudas de que esto se va a repetir y queda la esperanza de que tal vez algún día se junte con CJ para ver al menos dos Ramones juntos aunque sean de dos épocas diferentes… ¿Quién podría quitarnos eso alguna vez?

Compartimos a continuación el álbum de fotos del show de Uniclub, cortesía de Shezo!, “en directo” desde nuestra fanpage en Facebook.

Compartir:
Shinobi
Shinobi

Shinobi es un portal que contiene artículos y noticias relacionados con el manganimé, cómics, videogames, cosplay, sci-fi, música, libros, cine y demás expresiones artísticas apuntadas al entretenimiento, la cultura joven y ligadas en su amplio espectro al género fantástico.

No hay comentarios

Sin comentarios aún!

Podes ser el primero en escribir un comentario

Deja un comentario