Review: Terminator Génesis

Review: Terminator Génesis

0 comments 📅15 julio 2015, 02:10

Por Mariano Aratta
@gutenseth

Antes de comenzar, es menester aclarar: me quedo con las dos primeras, The Terminator -1984- y Terminator 2: The Judgment Day -1991-. No es que esta nueva encarnación sea mala o aburrida. Está más que claro que 1984 era otra época, con otras preocupaciones a futuro y otro ritmo narrativo a nivel cinematográfico, pero a Terminator Génesis le faltan algunos detalles que hacían tan especiales a aquellas, sobre todo a la primera, más allá de la carencia en materia de efectos especiales de entonces: en ningún momento nos encariñamos con los personajes y el argumento no tiene la frescura y la originalidad de aquellas, pecando bastante de inocente y previsible. Sin embargo, este reciente estreno cumple con todo lo que tiene que tener una película pochoclera, no se hace larga, sobresale en FX y es una vuelta de tuerca bastante interesante para que la saga no envejezca.

Terminator_Genesis

De un tiempo a esta parte las reboots y las remakes abundan en el escaso de ideas cine mainstream estadounidense. Meterse con una saga de culto como Terminator ya sabemos que trae sus consecuencias nefastas -sólo recordemos Terminator 3: Rise of the Machines-. Si en algún momento pensamos en un cierre distópico como la original, o en un “final feliz” como en la segunda, ya no más. La máquina de facturar sigue girando y la guerra contra las máquinas nunca va a acabar, siempre va a haber un nuevo rebusque argumental para que Skynet continúe intentando destruirnos.

Teminator Génesis, dirigida por Alan Taylor, es una mezcla entre las películas anteriores -sobre todo las dos primeras-, pero reiniciando la historia una vez más. Y también implica el retorno de Arnold Schwarzenegger en el rol del ya legendario T-800. El ex Gobernador de California comparte cartel con Emilia Clarke como Sarah Connor, Jason Clarke como John Connor y Jai Courtney como Kyle Reese.

Terminator_Genesis01

En el año 2029, John continúa siendo el líder de la Resistencia contra las máquinas. Pero esta vez, Skynet intentará atacar el pasado, el presente y el futuro al mismo tiempo, lo cual cambiará la línea temporal de la humanidad para siempre. El principal objetivo, al igual que en los films anteriores, es eliminarlo antes que la guerra estalle. Luego de contarnos brevemente cómo Reese llega a formar parte del ejército de Connor, comienza el despilfarro de FX, incluyendo el viaje al pasado del ahora protagonista con el fin de defender a Sarah antes que John nazca. Pero en este Reese se encuentra con una versión nueva y desconocida del pasado en la que el objetivo final es reconfigurar el futuro para salvar a la humanidad. En esa época hay una Sarah que ya conoce el futuro y es una guerrera nata, criada por un T-800 al cual llama “Pops” -ridículo, el pobre Arnold es una caricatura de sí mismo-. Clarke, actriz de Game of Thrones, hace un buen papel y logra transmitir esa fortaleza tan característica del personaje, pero también le da un toque de ternura en cuanto a su relación con el T-8000, cuasi infantil por momentos. Los idas y vueltas entre el futuro amante y el robot devenido en padre son un paso de comedia a veces difícil de digerir en este tipo de cine, aunque también, seamos realistas, en algunos pasajes nos saca una sonrisa.

Terminator_Genesis03

Con la ayuda de “Pops“, Kyle y Sarah viajan en el tiempo hasta el año 2017, donde Skynet se presenta como un nuevo Sistema Operativo llamado Génesis, en cuenta regresiva para detonar el futuro de la humanidad. El mundo espera con ansias la llegada de este sistema, creyendo que con él llegará una nueva revolución tecnológica, la hiperconectividad en red y el “siempre estar en línea”, en clara alusión orwelliana y a la realidad de las redes sociales. Esa es la forma en la cual la historia va de 2029 a 1984 y luego a nuestra época, dándole un rejuvenecimiento que no es grotesco sino adecuado, con buenas intenciones aunque con algunas conclusiones un tanto simples y aceleradas, un poco indignas de la franquicia nacida de James Cameron, quien siempre ponía el énfasis en la sorpresa con algún giro inesperado donde nada parecía lo que pensábamos. No obstante, es bueno resaltar el mensaje acerca del uso de la tecnología, los smartphones y tablets, que cuando la franquicia inició su derrotero cinematográfico eran gadgets más propios de Star Trek que de la realidad -de hecho, pocos imaginaban Internet en esa época-.

Terminator_Genesis02

La película en sí es divertida, con buenas escenas de acción, pero con un gran decaimiento argumental en el último tercio, en cual hay “sorpresas” sin mucho sentido ni mayor explicación. El hecho de querer forzar constantemente elementos cómicos tampoco ayuda, logrando dejar fuera aquella oscuridad y seriedad de las primeras dos películas. Atrapa, interesa y la digerimos de un bocado, pero no pasará a ser un clásico del cine de acción como lo fueron las originales. Y, para colmo de males, si la taquilla es generosa con ésta nueva entrega seguramente haya más Terminators viajando en el tiempo para que la guerra no termine más. En caso de ser así, ojalá sean un poco más creativos con lo que se viene. En resumen, ¿vale la pena ver Terminator Génesis? Sí. Porque “viejo pero no obsoleto”, es lo que dice Arnold cuando se lo ve un poco canoso y arrugado. Y este film ha sido rejuvenecido, con resultado dispar, claro está, pero joven al fin. Por eso tenemos esperanza en el futuro… aunque ese John Connor no tiene cara de ser el que conocíamos…

Compartir:
Seth
Seth

Comunicador Social (UBA) y periodista, hombre de radio. Vegetariano, melománo empedernido, guitarrista, cinéfilo, fan de los '80, la filosofía y los "cuentos de terror". Seth odia los relojes y cree en la metafísica como única forma posible de autosuperación de la humanidad (?)

No hay comentarios

Sin comentarios aún!

Podes ser el primero en escribir un comentario

Deja un comentario