Review: Dragon Age: Inquisition -Multi-

Review: Dragon Age: Inquisition -Multi-

0 comments 📅06 marzo 2015, 11:27

Por AgentDark
@Echonny

La desarrolladora de videojuegos BioWare vuelve a la carga con la nueva entrega de la saga Dragon Age, volcando toda su experiencia y un desarrollo ambicioso para dejar atrás aquella segunda parte de la serie que dejó opiniones divididas entre los jugadores y la crítica especializada.

Dos de las naciones más grandes del continente Thedas, Ferelden y Orlais, están en guerra. La Orden Templaria se encuentra en la cuerda floja y el mundo se debate entre estallidos civiles en diferentes regiones, magos que proclaman su libertad y el caos que se contagia por doquier. Tras una inesperada explosión se abre una grieta en el cielo, a través de la cual emana una luz verde y… ¡cientos de demonios! En ese contexto, tú eres el único sobreviviente del estallido y gracias a la marca color verde que llevas, recae sobre ti toda la sospecha acerca de lo ocurrido, aunque quizás también seas el único que pueda volver todo a la normalidad.

Así es como se inicia nuestra aventura entre la espada y la pared, tratado como extraño y acusado de cosas que no podemos explicar, ya que no recordamos nada de lo ocurrido.

DragonAge_03

En primera instancia, cabe aclarar que no es necesario haber jugado a las anteriores entregas de Dragon Age para disfrutar de Inquisition. Si sos de esas personas un poco especiales que no quiere perderse de nada pero tenés poco tiempo como para enrollarte con tantas horas jugando, BioWare desarrolló para vos una aplicación llamada Dragon Age Keep, la cual crea tu propia versión de lo sucedido en las anteriores entregas, tomando las elecciones importantes de los sucesos pasados y generando así una partida para poder importarla al nuevo juego, comenzando en un universo más acorde a lo que vos hubieras decidido. Pero, como anticipamos líneas atrás, pueden iniciar la aventura siendo este el primer juego que hayan jugado en la saga. Por otra parte, tal y cómo BioWare nos tiene acostumbrados, tendremos la posibilidad de crear “a medida” nuestro personaje con un montón de variantes, para que luzca como más nos apetezca. Cuatro son las razas disponibles: humanos, elfos, enanos y Qunari, los cuales se podrán elegir por primera vez y en tres clases diferentes: Guerreros, Magos y Pícaros.

Transcurridos los primeros minutos del juego, nos encontramos con una mecánica de combate que mezcla la acción en tiempo real y la estrategia con la opción de cámara táctica, algo que se reclamó a BioWare al no ser incluido en la segunda parte -el sistema de tácticas en el combate-. Ahora, mientras peleamos como en cualquier juego de acción, tenemos la posibilidad de pausar el combate y tomar decisiones en nuestro grupo, logrando así que cuando haya múltiples enemigos aprovechemos nuestro campo de visión y la fuerza en equipo. Asimismo, si decidimos pelear controlando directamente un personaje, probablemente sea más efectivo cuando ya nuestro enemigo está dominado, aunque alternar entre los dos sistemas es la mejor manera y es lo que a la larga termina uno haciendo.

DragonAge_02

Nuestras decisiones afectarán el universo del juego e inclinarán la balanza hacia nuestra parte -o no- a medida que vayamos llegando al momento culmine de la historia. Y no sólo afectarán al arco argumental principal sino también a parte de lo que lo rodea, la flora y la fauna de las regiones, la vida social e influencias que podemos lograr en los conflictos bélicos, dejando así en manos de cada jugador tener empatía por los mundos explorados o ser un renegado a toda acción benévola. Por otra parte, el continente Thedas es enorme y eso nos proporcionará más de cincuenta horas de juego para llegar a recorrer todo su terreno. Siempre habrá una misión secundaria que hacer y el diseño colabora, ya que está muy bien logrado, como para no sentir monotonía, algo que sucede en muchos juegos de este género. Aquí, BioWare mostró un trabajo de contenido que cumple con lo demandado.

El multiplayer del juego es simple y efectivo, no representa nada que nunca hayas visto pero se mantiene dentro de lo que hoy en día hace que todo multiplayer sea divertido: acumulación de experiencia, desbloqueo de personajes, personalización de armas, etc. Aquí podrán participar en modo cooperativo hasta cuatro jugadores, completando diferentes campañas que, aunque las repitas, no serán exactamente iguales. El modo principal del juego es suficiente, pero es una buena forma si querés disfrutar de la acción constante con amigos, ya que en esencia representa lo que este título propone en términos de combate.

DragonAge_04

El juego exprime el motor Frostbite 3 con grandes mundos llenos de detalles y un aspecto visual bien cuidado, aunque no está exento de bugs casi habituales como algún pop-up o cliping, pero es destacable el cuidado en los detalles que presentan los diferentes escenarios que exploramos, además del moldeado de todos sus personajes, apreciables en las escenas de diálogos. Si bien están muy bien logradas, las versiones de PS3 y Xbox 360 lamentablemente en este aspecto es donde más pagan su limitaciones técnicas.

Dragon Age: Inquisition es una gran aventura que nos asegura horas delante de nuestra pantalla viviendo una aventura de fantasía llena de momentos épicos. BioWare vuelve a demostrar que un tropezón no es caída y que con este lanzamiento deja bien en claro porqué se ganó el mote de ser una de las desarrolladoras referentes de los RPG actuales.

 

Este articulo fue realizado bajo la version de Xbox One del titulo. El juego se encuentra disponible ademas para PlayStation 4, PC, PlayStation 3 y Xbox 360.

Compartir:

No hay comentarios

Sin comentarios aún!

Podes ser el primero en escribir un comentario

Deja un comentario