Review: Titanfall (PC, Xbox One, X360)

Review: Titanfall (PC, Xbox One, X360)

1 comment 📅17 abril 2014, 21:35

Por AgentDark

Estás en peligro, las municiones se te han acabado y estás rodeado. Debes decidir si escapar o sacar tu segunda arma para enfrentar a tus enemigos. Tienes pocos segundos para salvarte de una muerte inminente pero algo va a cambiar esa situación. Allí, desde el cielo caerá tu esperanza, ese cuerpo mecánico gigante, que te hará renacer ante tu enemigo y devolverte el alma al cuerpo.

La caída del acero

El hecho de que Respawn Entertainment sea fundada por ex miembros de Infinity Ward, el estudio responsable de las entregas más exitosas de la saga Call of Duty, daba pie a que sea el foco de atención por parte de medios y gamers. Ellos salieron a competir contra el monstruo que habían creado en el pasado. En un principio, tuvieron el apoyo de la prensa mundial desde su presentación en el E3 2013 con numerosas nominaciones y premios. Pero un porcentaje de jugadores se mantuvieron escépticos. La llegada de la beta en el pasado mes de febrero catapultó al juego a la cima y, una vez finalizado el periodo de prueba, los que lo habían testeado sólo querían más y más Titanfall.

Titanfall_04

El juego nos introduce en un mundo futurístico donde tomamos el rol de un soldado con habilidades especiales y bajo el rango clasificado como “Piloto”, la única clase que puede montar y controlar un Titán. Seremos parte de una de las dos facciones: Milicia o IMC. Estas no se diferencian realmente, por lo que no será muy relevante de qué lado estamos a la hora de combatir. Focalizado en el multiplayer online, por lo que la existencia de un modo offline es prácticamente nula, el “modo campaña” del juego es una pequeña recorrida por el paso de todos los escenarios recreando modos de juegos del multiplayer, estando en una facción u otra. Para completarlo debemos salir ganadores con cada una de ellas pero el problema radica en que dependemos de jugarlo con otros jugadores online y aquí podemos estar varios minutos esperando formar partida. Salvo que esto sea modificado, de momento es un punto flojo del título.

Lo concreto es que el modo multiplayer es el plato fuerte y es donde aquí podemos hablar del verdadero juego. Cada vez que jugamos Titanfall probablemente sea una experiencia diferente. Su dinámica de cambio a la hora del combate es de lo mejor y esto no resulta sólo de la inclusión de los titanes en el juego sino también la variedad de opciones que tenemos para resolver situaciones. Un muy buen equilibrio entre poderosas armas y habilidades que pondrán a prueba la estrategia de cada jugador y ponerlo en constante movimiento, junto escenarios gigantescos y variados con una arquitectura pensada para que siempre encuentres un lugar nuevo por recorrer o un hueco donde esconderte. Una propuesta única.

Titanfall_03

Entre Titanes y Parkour

Los enfrentamientos están divididos por seis jugadores de cada lado de las facciones anteriormente nombradas. Pero además hay pequeños pelotones controlados por la CPU que nos darán apoyo. Estos, a su vez, están divididos en seres humanos o robots pero nunca llegarán a ser más poderosos que nosotros sino un rango inferior. De esta manera, cuando empecemos a jugar nos daremos cuenta que estos soldados controlados por la CPU son realmente débiles y al eliminarlos generan en el jugador una experiencia enriquecedora. Ya que ayuda en su curva de aprendizaje y genera sorpresa, y a su vez una rivalidad superior al enfrentar jugadores reales, encontrarse con un piloto y eliminarlo se siente mucho más satisfactorio después de eliminar soldados del CPU como peones de ajedrez.

A su vez, los pilotos pueden llamar a sus respectivos titanes y dar un nuevo giro al combate. Podemos controlarlos, pero también podemos optar por que nos acompañen y sean nuestros guardaespaldas controlados artificialmente. Por lo que nos encontramos en un contexto donde estaremos rodeados de principalmente tres clases de enemigos: soldados comunes –CPU-, pilotos –jugadores– y finalmente los titanes, que pueden ser controlados por ambos. Tres diferentes tipos de habilidades y formas de atacar, por lo que en un principio tenemos que aprender a diferenciar bien el tipo de situaciones con las que nos encontraremos.

Correr, saltar, trepar paredes, deslizarnos por las paredes, volar por los aires o colgarnos por cables. Todo el terreno del juego es totalmente transitable, practicando el mejor parkour del futuro. Esconderte es casi imposible dentro de zonas más laberínticas ya que siempre habrá una nueva salida por donde podrán sorprenderte. El juego compromete al jugador a estar alerta constantemente y no quedarse quieto. Tendremos la habilidad de hacernos invisibles pero otro puede tener la habilidad de detectarnos gracias que puede poseer un sonar termográfico. Tenemos la habilidad de escaparnos velozmente por los cielos y escapar de un soldado enemigo que nos tenía en mira pero eso nos delatará ante la mirada de los titanes. Y esto es solo un simple par de ejemplos de todo lo que en pocos minutos vivimos con la experiencia que ofrece el juego.

En cuanto a lo visual, el juego luce de manera brillante en diseño de texturas y moldeado de personajes. Nada que no hayamos visto a nivel mapeado, pero sí muy bien cuidado en su arte y eso es destacable. Es muy bueno en cada rincón, cada detalle de nuestras armas y en los grandes mechas, en sí, todo tiene pequeños detalles que demuestran lo cuidado con lo que trabajaron el diseño del titulo. Por ser un juego online, su puesta en marcha es muy fluida con un buen campo de visión de los grandes escenarios y muchos personajes en pantalla, dando pelea con efectos de explosiones y luces. La versión de PC cuenta con la ventaja de alcanzar los 60 cuadros por segundo bajo la resolución de 1080p mientras que la de Xbox One corre a una resolución de 792p y la de Xbox 360 480p. Estas últimas si podemos llegar a sufrir la bajada de cuadros por segundo, el framerate. Pero de todas maneras no nos va afectar tanto. El Engine del juego es una modificación del conocido Source que se caracteriza por tener un muy buen rendimiento en plataformas con pocos recursos, por esa razón, se puede pensar porque el juego en Xbox 360 fluye tan bien y siendo adaptado por otro estudio además.

Titanfall_02

Conclusión

Quizás peca de falta de un “modo campaña” offline o de más contenido que Respawn ya prometió en los próximos DLC, como la última actualización que ya incluye armar partidas privadas. Pero la mecánica de juego ofrece una jugabilidad que le da mucho aire fresco a un género que necesitaba renovarse. Titanfall ofrece una variedad de situaciones en combate de manera equilibrada y dinámica que lo pone en la cima contra una dura competencia que cayó en una monotonía estrepitosa. Una obligada opción a los amantes del género en ambas consolas Xbox y PC.

Compartir:

Deja un comentario